sábado, 2 de febrero de 2008

Atesorando sabores

Supe, en la primera caricia, que es a ti a quien soñé en los nombres que te precedieron.

La parsimonia de A en el análisis táctil de mi rostro antes de besarme, casi trémulamente. La seguridad de J, al estrecharme en tu abrazo. Mi sonrisa reflejada en tus ojos. Dedos entrelazados. Sensibilidades compartidas (de nuevo T, pero, ahora, sin trabas). Ternura en tus labios, que se detenían a cada paso para atesorar el sabor de mis placeres. Manos que se perdían bajo la ropa. Mi piel, exultante por fin después de tanto tiempo de ausencias de Memoria. Tu belleza, que tanto me recordó a C, puesto que al contraluz era más vívida si cabe. Y aquella ventana iluminando tu cabello justo antes de que éste erizase mi cintura con sus caricias furtivas.

Y supe que eras tú, que tú encerrabas todos los nombres. Sólo añoro algo: tiempo para disfrutarte.

22 comentarios:

Chousa da Alcandra dijo...

Con tanta sensualidade semántica...quén poidera se abecedario!!!

Any dijo...

"Tiempo para disfrutarte" wow!! me encanta, mucha sensualidad y dichosa´tú que encontraste a alguien que sea todos y solo uno a la vez...

Besos!!

Mario M. Relaño dijo...

Jodío tiempo.... con lo bien que se disfrutaría....

Evinchi dijo...

Ah, y es que sólo ese él, tiene eso todo que tenían los anteriores, por eso él es él.

Besitos.

Inocencia prohibida dijo...

Qué rápido pasa el tiempo cuando mejor estamos...Disfrútalo pues las cosas que realmente vale la pena solo se puede hacer eso... disfrutarlas ;-)

Besitos

Inocencia Prohibida

PARANOICO ILUSIONISTA dijo...

Has encontrado un torrente de sensaciones y sobre todo tienes la capacidad de disfrutarlo...sin tregua. Disfruta del tiempo que tienes, vendrán días repletos de sensaciones, de segundos de emociones que no borrarás de tu memoria y tú...lo disfrutarás, lo sé querida markesa.
Besos lokos

lágrimas de mar dijo...

siempre hay tiempo para estar, hacer y amar

besotes

lágrimas de mar

Bombero dijo...

Pues búsquelo, Marquesa, búsquelo. Y no desaproveche la oportunidad que le da la vida. Un beso para usted... si tiene tiempo de recibirlo.

Dr. Espinosa dijo...

Quizás sea esa falta de tiempo lo que le de toda la pasión y belleza (sí, lo sé, el típico premio de consolación para cuando ya no hay nada que hacer)

Muerte por vida dijo...

''Que aquí lo que pasa es el tiempo, el tiempo es lo único que pasa''
No llores - Canteca de macao

Yo siempre huí del tiempo... o por lo menos, lo intenté. Y aún sigo sin comprender por qué la toma con nosotros...

Muchísimas gracias por visitar mi pequeño rinconcito ^^

[Muerte por vida]

Veca dijo...

Te faltan unas cuantas letras para el abecedario completo, jiji.
Que suerte encontrar una mezcla con todo lo bueno de cada uno!!

Markesa Merteuil dijo...

Ai, Chousa...
Por certo, estades a piques de celebrar unha festa aí na Ulloa, non si? Teño que facer un post ó xeito.

Any, me temo que muchas veces sí lo encontramos pero no lo sabemos ver. Dichoso aquél que halla satisfacción en las cosas pequeñas, que no espera imposibles, que disfruta simplemente de la vida y de cuanto ésta ofrece. Más besos.

Mario, a veces el exceso de tiempo también impide que saboreemos en su auténtica medida cada minuto compartido. Al final, creo que todo tiene su porqué.

Sí, Evinchi. Espero, eso sí, que no sea un espejismo, pero... si lo es, al menos disfrutar del tiempo que dure la ilusión, ¿no? Más besitos.

Inocencia, tú sí que sabes de disfrutar. Es lo mejor: abandonarse al disfrute y no complicarse la vida. Sólo disfrutar y hacer disfrutar.

Paranoico, la memoria es frágil. Tanto que a veces hacemos que recuerdos de actos simples parezcan epopeyas. Y otras, sin embargo, el recuerdo de una gesta singular y gloriosa no le hace justicia. Vivir, sólo vivir, y soñar.... Lokos, lokos.

Lágrimas de mar: siempre hay necesidad de buscar más tiempo. Todo sabe a poco cuando realmente se disfruta.

Bombero, siempre tengo tiempo a recibirlos, no se me preocupe usted.

Doctor, es usted sabio, sin duda.

Muerte por vida, me gustó tu rinconcito y agradecí la invitación al secreto... El tiempo, su devenir, sólo es subjetivo, ¿no? Y la meta siempre común: la muerte. Besos.

Veca, sin ofender a nadie, pero... es que a lo mejor no falta. Sólo que no merecen figurar.

humo dijo...

Me recuerda un post que escribí hace dos o tres semanas; por eso supongo que me creerás si te digo que te entiendo perfectamente...

Markesa Merteuil dijo...

¿Recuerda, Humo, lo que contesté en ese post? Creo que ahí está la clave, que ha llegado el momento en el que me siento dispuesta a volver a sentir y a apreciar aquello que otras veces no supe disfrutar. Pero... tiempo al tiempo.

Veca dijo...

Ooops, vale, vale.....
De mayor quiero ser como tu, jajaja.

Markesa Merteuil dijo...

Mejor de joven, que de mayor los cuerpos se estropean... :D y una acaba hasta con agujetas donde no sabía que podían tenerse... :$ Uy... qué mal estoy... va a ser mejor que me retire a comer, que ya desvarío y digo insensateces (o no tanto) vía blog...

Veca dijo...

jaja, no hay edad para eso. Además se empieza a comercializar la viagra femenina proximamente XD
Yo también estoy empezando a delirar. :P
Besitos (ya te contesté vía mail).

Markesa Merteuil dijo...

Como encima me den de eso también no sé que va a pasar con la población masculina estatal... Creo que pronto empezarán a pedir refuerzos a inmigrantes y turistas... :P Ups (mejor me callo)

Veca dijo...

jaja, eres un caso.....

irene dijo...

¡Qué suerte!. A mí me encantaría poder hacer un "collage" de varios en uno, pero aún no me llegó. El que no cojea, ranquea.
Vive el presente a tope.
Un beso.

Markesa Merteuil dijo...

Vequita... me voy a la playa mañana... estaré una semanita... meditaré sobre la juventud perdida... :P

Irene, creo que es inevitable que con el paso del tiempo lo que nos enamoró deje de encandilarnos, pero, en tanto llega el futuro, disfrutemos de lo que nos regala el presente. Cuando dejemos de disfrutar, casi mejor, aunque suene drástico, no prolongar. Así, el recuerdo todavía conservará algo de magia...

Veca dijo...

Pásatelo muy muy bien.