lunes, 19 de enero de 2009

Temores...

¿Qué se siente cuando te dan un caramelo si lo que tienes, en realidad, es hambre?

El alto el fuego no nos basta. La lucha por garantizar los derechos del pueblo palestino, los derechos otorgados hace décadas, debe continuar.

El principal "efecto colateral" de la consecución de este respeto supongo que sería el cese inmediato de los atentados (que no justifico, desde luego, aunque sean el único medio que encuentran algunos palestinos para expresar su derecho al pataleo) contra Israel y, por supuesto, el inicio de una nueva y esperanzadora etapa para los habitantes de la Franja de Gaza. Una etapa en la que podrán libremente crecer, evolucionar sin miedos, prosperar...

Pero mucho me temo que este alto el fuego es un simple caramelo para el que, en realidad, tiene hambre.

9 comentarios:

aopedofarelo dijo...

Hambre y sed de justicia ante un mundo que hace oidos sordos a los lamenteos, permanece mudo ante el atronador ruido de los cañones y bom bas,y quiere seguri siendo ciego para no ver tanto dolor, tanta sangre derramada, tantos muertos sin saber porque...
Algun dia los que tienen las respuestas deberan rendir cuentas...pero sera ya demasiado tarde para muchos

Opaito dijo...

Ojala que ese caramelo no sea un caramelo y que sea una fuente inagotable de paz y prosperidad.

Un saludo

HADEX dijo...

Es un asco....lo que no entiendo es a la ONU. No puedo entender que no se les caiga la cara de vergüenza y se disuelvan y reconozcan que no sirven para nada....El otro día bombardearon una sede en Gaza en las mismas narices de Ban Ki Moon...en sus mismas narices...La desfachatez del gobierno de Israel es impresionante....y la inutilidad de la ONU también.

jordicine dijo...

Tienes toda la razón. Un carmalelo sólo engaña al estómago cinco minutos... nada más. Un beso.

Francisco dijo...

El dolor colectivo a lo largo de la humanidad, probablemente está codificado en el ADN de todos los humanos, aunque todavía no se haya descubierto ahí. Dolor padecido por incontables seres humanos a lo largo de la historia de la humanidad, que es una historia de continuas guerras tribales, saqueos, violaciones, torturas y otras formas de violencia. Este dolor sigue vivo en la psique colectiva de la humanidad y va creciendo día a día.
¿Por qué el cuerpo sufriente de Cristo, con su cara desfigurada por el dolor y su cuerpo sangrando por incontables heridas, es una imagen tan importante en la conciencia colectiva de la humanidad?. Millones de personas, sobre todo en tiempos medievales, no habrían sentido una relación tan profunda con ella si algo en su interior no hubiera sintonizado, si no la hubiera reconocido inconscientemente como una representación exterior de su propia realidad interior: EL DOLOR. Todavía no eran lo bastante conscientes para reconocerlo directamente dentro de sí mismos, pero así empezaron a hacerse conscientes de él. A Cristo no se le puede ver como el humano arquetípico, que encarna tanto el dolor como la posibilidad de trascendencia.
Vivimos en la ilusión, en la fantasía creada por la mente que mi dolor se pasará, desaparecerá, si extermino a aquellos, pues ellos son los culpables de mis desdichas.
Este última desgracia de la Franja de Gaza no hace mas que seguir confirmando lo mismo.
Saludos cordiales Marquesa
Franc

Any dijo...

Marquesa hola hola!!

Pues visitandote y dandome cuenta de que tu blog no deja de ser humano y pelear por las causas justas...

Besos y te sigo leyendo!!

Mar dijo...

Me quedo sin palabras ante estas situaciones, no entiendo que para conseguir algo haya que matar, no es justo...

Besitosssssssss

LM dijo...

e desde comezos do século passado andam com caramelitos...
beijos

Yyrkoon dijo...

juas, ¿he sido censurado?